sábado, 15 de noviembre de 2014

El cambio es inevitable

Una de las grandes paradojas de la vida es que el cambio es lo único absoluto.

El cambio es inevitable. O aprendemos lo suficiente como para simplemente desear un cambio o nos encontraremos en suficiente dolor que no tendremos otra opción más que cambiar.

Estar allí para otros es una de las formas más poderosas para incrementar el flujo de energía positiva en nuestras vidas.

Algunas veces necesitamos a alguien que simplemente esté allí. No para que arregle o haga algo. Sólo para hacernos sentir cuidados y que contamos con apoyo.

Permanece allí para otros y rodéate de personas en las que puedas confiar que estarán allí para ti.

Vivimos en un mundo entregado al conformismo, pero nuestros obsequios únicos no pueden brillar si estamos ocupados intentando ser como cualquier otro.

Nadie ha sido colocado en esta Tierra para ser ordinario. Sé extraordinario.

Nunca te rindas. Si el flujo y reflujo de la marea puede deshacer una roca hasta la nada, imagina lo que podríamos hacer si seguimos intentando.

La perseverancia puede vencer a cualquier cosa… ¡Cualquier cosa!

Yehudá Berg

No hay comentarios: