jueves, 1 de noviembre de 2012

Frecuencia sexual por Merlina Meiler


Uno de los motivos de mayor consulta a mi Consultorio emocional, por parte de los hombres, es la diferencia entre la cantidad de veces que ellos desean tener relaciones y la de sus mujeres.

Creo que esta temática también les toca de cerca a diversas mujeres, aunque no suelen contactarme con respecto a esta situación tan a menudo como los hombres.

Esta diferencia en la frecuencia amatoria, ¿es irreconciliable?

¡Claro que no! Hay épocas en las que, lógicamente, uno de los dos miembros de la pareja tiene un apetito sexual menor (desempleo, pérdidas familiares, embarazo y nacimiento de un hijo, etc.) Entender estos momentos especiales y saber que son pasajeros demuestra inteligencia y comprensión. A nadie le gusta sentirse presionado en este terreno.

Si el desgano se produce permanentemente, hay otros puntos a tener en cuenta.

Es bastante común que en los primeros tiempos de una relación, ambos tengan deseos sexuales asiduamente. Con el correr del tiempo, las chispas suelen apagarse.

¿Por qué sucede esto?

En primer lugar, por la novedad. Nos llama la atención la otra persona, es todo nuevo y eso logra despertar nuestro deseo de inmediato. Es importante tener en cuenta este punto, ya que una pareja de años puede mantener viva la chispa si intenta sorprenderse periódicamente.

Otra razón es el cansancio real: la rutina de buscar el encuentro por la noche, después de haber trabajado todo el día, lidiado con problemas cotidianos, haber puesto a dormir a los niños, suele enfriar hasta a los seres más pasionales. Si te acostumbras a que cualquier horario sea bueno, podrás tener felices despertares o tentadoras siestas.

Cambiar el lugar de encuentro también suele producir excelentes resultados: irse afuera un fin de semana solos, por ejemplo. En caso de no poder hacerlo, por temas económicos o por tener hijos pequeños, intentar estar totalmente solos por un rato (dejando a los niños a cuidado de algún familiar durante una tarde, tal vez), también es una buena opción. Un hotel por horas puede resultar muy divertido – despréndete de la idea de “cómo llevaría allí a mi esposa” o “eso es cosa de novios” – cuanto más te abras a distintas posibilidades, más atracción y posibilidades de gozar habrá con tu pareja.

Hablar, ¿vale la pena?

Por supuesto. Siempre es una buena idea exponer lo que nos sucede, sin reproches ni términos duros, buscando palabras que tu interlocutor pueda entender y procesar.

Si hace tiempo elegiste a alguien un tanto desganado sexualmente en comparación a ti, entonces estás obteniendo, prácticamente, lo mismo que siempre – tal vez hayas llegado a un punto en el que ya no te sientes satisfecho y es bueno que lo plantees, de la mejor manera posible.

¿Autosatisfacción estando en un vínculo estable?

¿Por qué no? Si es una práctica que te gustaba cuando estabas en soledad, no veo el problema de seguir haciéndola, en especial, si te descomprime para alcanzar la frecuencia sexual semanal o mensual que deseas y para seguir manteniendo una muy buena relación con la persona que amas. Quién te dice, tal vez decides incluirla alguna vez y juntos exploran otras maneras de sexualidad que hasta ahora no habían probado.

Descubrir qué hay detrás de la negativa sexual

El sexo (y el dinero) son dos elementos de gran poder en un vínculo amoroso, ya que mediante ellos se puede manipular al otro y también obtener pequeñas “venganzas”.

Cavila unos minutos sobre qué sucede entre ustedes dos fuera de la cama y si la negativa habitual de quien comparte tus días puede deberse a una “revancha” por algún comportamiento que tú tengas en la vida diaria. Algunos ejemplos: eres demasiado controlador, le gritas o le contestas mal, no la apoyas en quehaceres o en responsabilidades con los niños, eres avaro, etc.

Si alguien se siente maltratado o percibe que no le dan su lugar, es lógico que por la noche no tenga ganas de tener intimidad, o más aún, quizá tenga deseos pero usará ese “arma” para poner un límite donde puede –no suele ser el terreno en el que debería hacerlo, pero no encuentra otro modo. De ti depende escarbar, ver qué hay debajo de ese “no” que tanto te molesta y cambiar juntos algunas conductas y formas de comunicación para, desde una actitud general más relajada, recrear la pasión.

¿Estás conforme con tu frecuencia sexual?

Fuente:
http://www.mejoraemocional.com

El pan de nuestro día de muertos (México)


Los días 1o. y 2 de noviembre de cada año en todo México recordamos en forma especial a nuestros difuntos con una gran celebración a la que llamamos "Día de muertos". En ella no faltan los hermosos "altares" en los que, además de flores de cempazuchitl, imágenes, objetos y adornos especiales para la ocasión, se ofrecen verdaderos manjares culinarios y bebidas tradicionales de nuestro país, en donde el rico "panecito de muerto" no falta.

Y como dice el dicho que… "De limpios y tragones están llenos los panteones", deseo que en este próximo encuentro que tendremos con el ánima de nuestros amados difuntos degustemos, en compañía de nuestra familia y amigos, de estas sabrosuras que se elaboran de muchísimas formas y sabores en los diferentes estados de nuestro México precioso, por supuesto acompañado de un rico champurrado, un atole, un humeante café de olla aromatizado con especias y endulzado con piloncillo o un espumoso chocolate mexicano. Mmm… qué antojo tengo.

El Tequila, el Mezcal, la Charanda, el Sotol o el Pulque, los dejamos para brindar y entrar en calor durante la velada. ¿Les parece bien?

Adjunto al presente les envío un archivo en pps., espero les guste. Muchas gracias por todo lo que recibo de ustedes.

¡Ah, se me olvidaba! Anticutimano… ¡Pido el ombliguito del pan, o la cabeza, el corazón o el cráneo, bueno la bolita de arriba, como le quieran llamar! Jajaja

Reciban un cálido abrazo y un beso con mucho cariño.

Laura

Abajo imágenes de diferentes variedades pan de muerto. Para que se les vaya haciendo agua la boca. A mi se me antoja una probadita de cada uno.

                     
                         Pan de muerto almendrado                  Pan de muerto de calabaza y nata                                            
                
               Pan de muerto de pinole y piloncillo                  Pan de muerto de pulque                                
                                          
                                                Pan de muerto relleno de queso
                  
                        Pan de muerto de calabaza                 Pan de muerto de naranja con nuez         
                                               
                                                 Pan de muerto relleno con manzanas
                    
                     Pan de muerto con semillas integrales             Pan de muerto relleno de cajeta                    
                                           
                                                     Pan de muerto de natas   
                                   
                               Pan de muerto de coco                Pan de muerto de chocolate                      
                                                                                           y amaranto
                               
                                                        Pan de muerto glaseado 
                 pan de muerto 
                       Pan de muerto de guayabas                              Pan de muerto con ajonjolí                                                                                                                     
                           México, Manjares para los muertos, una delicia...
                           "Pan de muerto, un auténtico manjar que a los vivos nos encanta"


 Nada en este mundo tiene sentido si no tocamos el corazón de las personas.
Si la gente crece con los golpes duros de la vida,
también puede crecer con los suaves toques del alma.