jueves, 18 de octubre de 2012

Si pero.... de Maytte Sepúlveda

Si sales a la calle... corres el riesgo de que te ocurra un milagro. Si miras el atardecer... corres el riesgo de no volver a ser el mismo. Si contemplas las estrellas... corres el riesgo de ser feliz. Si trabajas en tus sueños... corres el riesgo de convertirlos en realidad
Crecemos escuchando frases negativas asociadas a muchos de los intentos que hacemos para realizar nuevas actividades, para desarrollar nuevas destrezas o simplemente para iniciar algo nuevo.

Cuántas veces se nos prende el bombillo y nos iluminamos con una idea, con un proyecto o con un sueño... en un instante nos sentimos radiantes de entusiasmo y corremos a compartirlo con nuestra pareja o con un buen amigo buscando su apoyo para llevarlo a cabo. Luego de escuchar sorprendidos nuestra propuesta, nos responden: Sí, tu idea es fantástica, pero... Si, nos ofrecen un pero gigante, infranqueable, un pero que nos recuerda todos los obstáculos, los inconvenientes, las limitaciones que se podrán presentar y que no podremos superar, nos los enumeraran uno detrás de otro sin parar, pronosticándonos un fracaso absoluto e irremediable, apagando nuestra ilusión antes de darle forma. Estos peros son como un chorro de agua helada que baja nuestro entusiasmo, que como una nube negra pesada y pegajosa se posa sobre nuestro proyecto para ahogarlo antes de nacer... Entonces, unos minutos más tarde nuestro ánimo queda por el suelo y nuestro proyecto anulado.

A veces es peor, sucede que somos nosotros mismos los que nos saboteamos la posibilidad. Ante la perspectiva de emprender un nuevo desafío, nos asaltan miles de dudas, pensamos sólo en lo peor, en que no podremos, en que no somos capaces, en que es muy difícil conseguirlo, pensaremos en los innumerables percances que pueden ocurrir... es en ese momento cuando nos paraliza el miedo y nos quedamos inmovilizados y ante este panorama tan negativo, abandonamos cualquier proyecto que pueda ayudarnos a mejorar nuestra calidad de vida.

Asumamos los retos, con sus riesgos y desafíos, lancémonos entusiastas a la aventura del cambio y de la transformación, confiemos en la vida, en que ella siempre nos dará lo mejor.

Tomemos la decisión de acompañarnos de personas entusiastas y alegres, que nos apoyen con su optimismo y actitud positiva, que no nos resalten los peligros sino que nos muestren todos lo recursos y las posibilidades que tenemos para conseguir nuestros objetivos, y que nos digan sonrientes: Cuenta conmigo y con la forma que pueda ayudarte podemos tender el puente.

Busca siempre el lado positivo. Para que tu idea pueda concretarse, debes pensar primero en todo lo positivo del proyecto, en todo lo bueno, lo maravilloso que va a traer a tu vida. Identifica claramente tu meta, visualiza el momento en que lo consigas y todos los beneficios del logro; deja libremente tu imaginación fluir, sin peros, sin pesimismo y sin una nube negra que oscurezca tu visión de futuro.

Busca las herramientas para hacer realidad tu sueño. Enfrenta tus retos con una visión positiva y optimista, piensa que puedes lograrlo y dedícate a buscar todo aquello que te puede ayudar a hacer realidad tu sueño; la información, los medios, los contactos y la estructura necesaria para alcanzar tus metas. No olvides sumar tus ganas, tu motivación y la seguridad de que eres capaz, recuerda que haz hecho muchas cosas que parecían en un principio imposibles.

Identifica los obstáculos. Después de tener claro qué quieres y cómo vas a lograrlo, revisa las limitaciones y los puntos débiles uno por uno y, con confianza y optimismo, mira cómo puedes resolverlos, no te desesperes. Busca inteligentemente una salida, otro camino, arma tu rompecabezas, las soluciones siempre están por ahí, no pierdas la calma y conserva la ilusión.

Establece metas pequeñas. Convierte tu proyecto en una serie de metas pequeñas para que puedas cumplir con ellas paso a paso. De este modo te será mas fácil alcanzar tu sueño, elabora un plan lo más detallado posible, pónle fechas, crea planes alternativos en caso de que las cosas no salgan como lo planeaste. Espera siempre lo mejor pero prepárate para lo peor... por si acaso.

Persevera en el esfuerzo. Compromete y no desistas, recuerda que el universo siempre conspira para apoyarte a convertir tus sueños en realidad. Muchas veces el triunfo se encuentra a la vuelta de la próxima esquina, los pequeños fracasos no son más que peldaños que te acercan al éxito, persevera, apóyate en lo que ya has conseguido y dale con más fuerza... después de la tempestad siempre viene la calma.

Fuente:


Hacerte el amor,.. de José Ramón Marcos Sánchez

Te susurré en el oído los besos que acariciaron los adentros de tu cuerpo,…. hasta llegar a cada resquicio olvidado,… a lo más profundo de las oquedades de tus contornos,…. y convulsionó tu anhelo en el delirio de más,… en las ganas de entregarte,… de apoderarte de mi,… y buscaste entre mi piel la intimidad que palpitaba desbordada de codicia,…. y derrotamos vergüenzas con instintos que nos acercaron al éxtasis más salvaje,… lamiéndonos las entrañas para tatuarnos en los recuerdos el sabor de la pasión,…. para llevarnos la esencia de lo mas privado de nosotros,…. y un espasmo de cariño nos inundó de locura,… nos fusionó hasta sentir el alma de la lujuria,… y en la calma de habernos poseído me acerque a ti nuevamente,… y te susurré al oído los besos que acariciaron los adentros de tu alma,… hasta hacer que te sintieras mujer y diosa a la vez,… porque hicimos el amor desde el amor engendrado,… porque no podría sentir sin sentirte previamente,…. sin continuar sintiéndote,… porque la carne es tan sólo una parte del deseo,…. y mi deseo es vivirte en la eternidad de siempre,…
PD: Dios no me quiere y el Diablo me tiene miedo.
José Ramón Marcos Sánchez
Correo y MSN: joseramonmarcos@live.com Twitter: @joseramonmarcos
Skype y Página oficial de Facebook: jose ramon marcos sanchez
Canal Youtube: turko1969

Gracias a mi ex por Merlina Meiler

Siempre hablo de la importancia de ser agradecido, y en este caso, voy a dirigirme a los/las ex que tenemos en nuestro haber.

Ya sé, estarás pensando ¡a ése ni loca le agradezco, después de lo que me hizo! O ¡de esa bruja ni quiero acordarme!

Pero para vivir una vida plena y saludable en todos los planos (físico, mental, espiritual y sentimental), es esencial dejar atrás los resentimientos y los enojos.

En esto, lo mejor es incluir a tu ex. Y luego, dejarlo partir.

Muchísima gente no logra armar una pareja estable después de una desilusión amorosa. O vive rumiando su desdicha pasada. Es que se quedan “pegados” a lo que sucedió, no cierran el capítulo. Tampoco perdonan y mucho menos, dan las gracias.

Si cargas permanentemente semejante mochila pesada, ¿cómo vas a tener éxito en una nueva relación? Quien te conozca estará propenso a pagar los platos rotos que aún no has descartado y que permanecen en el mismo lugar que estaban antaño.

Para mí, agradecer a un/a ex es ponerle el moño final a una relación que ya fue. Es darnos cuenta de que llegó la hora de clausurar ese capítulo, para dar lugar al nuevo y bueno por venir.

CÓMO DAR LAS GRACIAS

La propuesta superadora de hoy, entonces, tiene dos opciones:

- Una es agradecerle a tu ex por haber compartido el tiempo que estuvieron juntos, por todas las cosas que pasaron, por los buenos momentos o por lo que te venga en mente.

- Si por alguna circunstancia no puedes hacerlo, entonces te sugiero que le des gracias a la vida (o a lo que tú creas) por haber puesto a ese ser en tu camino. Debido a que transitó a tu lado una parte de tu existencia, aprendiste mucho, creciste internamente, tal vez incluso tuviste hijos maravillosos. La relación llegó a un fin tal vez no deseado o quizá no se separaron en buenos términos, pero acá lo importante es tu actitud interna de sentir gratitud para desconectarte de algún mal sentimiento o pensamiento que pudiste haber tenido (somos humanos) y polarizarte en el buen ser que eres y en tus buenas intenciones, de cara al futuro.

Cuando logres dar las gracias desde el corazón, habrás saldado todo lo que te quedaba por cerrar con esa persona y estarás libre para volver a entregar tu corazón a quien te merezca y tenga el potencial de intensificar tu felicidad.

¿Estás preparad@ para darle las gracias a tu ex?

Fuente:

De amor y de sombra (extracto), Isabel Allende

"Ella se consideraba a sí misma como un cometa navegando en el viento y, asustada de su propio motín interior, cedía a veces a la tentación de pensar en alguien que pusiera freno a sus impulsos"

"Los hombres no lloran sino por amor, decía."

"Conocía a esa mujer en sus más sutiles secretos, no tenían misterio para él sus ojos de humo que se volvían salvajes en el placer y se humedecían agradecidos al realizar el inventario de su amor, tantas
veces la había recorrido, que podía dibujarla de memoria y estaba seguro de que hasta el final de su vida podría evocar esa suave y firme geografía; pero cada vez que la tenía entre sus brazos, lo embargaba la misma emoción sofocada del primer encuentro."


Biografía de Isabel Allende

(Lima, 1942) Escritora chilena. Hija de un diplomático chileno que le inculcó su afición por las letras, Isabel Allende cursó estudios de periodismo. Mientras se iniciaba en la escritura de obras de teatro y cuentos infantiles, trabajó como redactora y columnista en la prensa escrita y la televisión.

En 1960 Isabel Allende entró a formar parte de la sección chilena de la FAO, la organización de las Naciones Unidas que se ocupa de la mejora del nivel de vida de la población mediante un exhaustivo aprovechamiento de las posibilidades de cada zona. En 1962 contrajo matrimonio con Miguel Frías, del que habría de divorciarse en 1987, después de haber tenido dos hijos: Paula -que falleció, víctima de porfiria, en 1992- y Nicolás. En 1973, tras el golpe militar chileno encabezado por el general Pinochet, en el que murió su tío, el presidente Salvador Allende, abandonó su país y se instaló en Caracas, donde inició su producción literaria.

La primera gran novela de Isabel Allende, La casa de los espíritus, próxima al llamado «realismo mágico» fue publicada en 1982. Fueron precisamente el ambiente y los sucesos previos que condujeron al golpe militar los materiales narrativos que dieron forma esta obra, con la que se consagró definitivamente como una de las grandes escritoras hispanoamericanas de todos los tiempos. Recibida como un brillante epígono en la estela del "Boom" iniciado en los años sesenta, y comparada con Cien años de soledad, de Gabriel García Márquez, esta primera narración extensa de la autora chilena se convirtió de inmediato en un best-seller en numerosos países del subcontinente americano (a pesar de que su publicación había sido rechazada por varias editoriales de Hispanoamérica), en España y en otras naciones de Europa.

Once años después de su primera salida a la calle, el éxito de la historia pergeñada por Isabel Allende recibió un poderoso impulso de proyección internacional merced a la adaptación cinematográfica realizada por el cineasta sueco Bille August (The house of the spirits, 1993), quien contó con la colaboración de la propia autora para elaborar el guión, y con un prestigioso elenco de intérpretes en el que figuraban Meryl Streep, Glenn Close, Jeremy Irons, Winona Ryder, Antonio Banderas y Vanessa Redgrave.

Basada en los recuerdos de infancia y juventud de la propia escritora, La casa de los espíritus narra las peripecias de la saga familiar de los Trueba a lo largo de cuatro generaciones. Isabel Allende rememora y convierte en substancia narrativa las vivencias en la vieja casona familiar habitada por sus abuelos y sus excéntricos tíos, una mansión rodeada por una fecunda atmósfera liberal e intelectual que despertó su feraz imaginación y le inculcó el gusto por la lectura y la narración de historias. Al hilo de las peripecias de las mujeres que componen este núcleo familiar (auténticas protagonistas de la trama), la desbordada fantasía de la autora se va enhebrando con el repaso de los principales acontecimientos políticos de la historia reciente de Chile, hasta situar al lector en los primeros y dramáticos compases de la sangrienta dictadura militar.

Transcurridos dos años desde la publicación de La casa de los espíritus, Isabel Allende volvió a los anaqueles de las librerías con otra espléndida novela que mezclaba de nuevo la enrarecida situación política de su patria (en este caso, los asesinatos de los "desaparecidos" durante la dictadura de Pinochet) con otros materiales literarios procedentes de la poderosa imaginación de la autora (concretados, aquí, en una historia de amor). Se trata de la obra titulada De amor y de sombra, recibida también con grandes elogios por parte de la crítica y los lectores, y considerada como el hito que venía a señalar que el éxito internacional de La casa de los espíritus no había sido fruto de la casualidad.

La historia aquí relatada arranca con el hallazgo, en una explotación minera del norte de Chile, de una tumba clandestina en la que yacen sepultados los restos mortales de numerosos campesinos asesinados por los servicios de seguridad de la dictadura de Augusto Pinochet. La relación amorosa de dos jóvenes sirve de hilo conductor para el seguimiento de los hechos, que al cabo de los meses pone de manifiesto la horrorosa constatación de los crímenes cometidos por los golpistas, delatados por la aparición de otros muchos cementerios clandestinos.

A estas grandes obras les siguieron otras, entre la que destacan Eva Luna (1987), El plan infinito (1991), Paula (1994), Afrodita (1998), Hija de la fortuna (1999),Retrato en sepia (2000) y el libro de memorias Mi país inventado (2003). Sus obras, que ocupan siempre los primeros puestos en las listas de ventas no sólo americanas sino también europeas, han sido traducidas a más de 25 idiomas.

Fuente:

Biografía de Alfred Binet

Nació el 8 de julio de 1857 en Niza. Hijo de un médico y de una pintora.

Al final de sus estudios secundarios en el Liceo Louis-le-Grand de París, cursó estudios de derecho en La Sorbona, aunque posteriormente se interesó más por la medicina y la psicología, inició sus estudios en éste campo a los 37 años de edad.

En 1884, se casa con la hija del embriologista Balbiani e inicia sus estudios de ciencias naturales en la Sorbona bajo la dirección de su suegro. Théodule Ribot le anima para que prosiga sus estudios en el terreno de la psicología; trabaja con Jean Martin Charcot en el Hospital de la Salpêtrière en el que lahipnosis y la sugestión están siendo nuevos temas de experimentación.

El nacimiento de sus dos hijas, Madeleine (1885) y Alice (1888), le proporciona un tema de estudio. En el año 1889 ayudó a fundar el primer laboratorio de investigación psicológica de Francia, del que fue director. En 1895 fundó la primera revista de psicología francesa, L'Année Psychologique.

Diseñó junto a Théodore Simon, un test para la medida de la capacidad mental en los niños, la escala Binet-Simon, que apareció en 1905. Consistía en una serie de problemas destinados a medir la inteligencia general, donde los diferentes ítems estaban graduados según el nivel de edad al que la media de los niños podían resolverlo. La puntuación de un niño, basada en el número de respuestas correctas, marcaba la llamada "edad mental" del niño, que, dividida entre la edad cronológica, permitía obtener un índice (el "cociente" intelectual) que, multiplicado por cien, siguió siendo la medida típica de los tests de inteligencia general. En 1916 estas pruebas se tradujeron al inglés y pasó a llamarse Test de Stanford (porque se tradujo en esta Universidad).

Escribió en 1894 "La psicología de los grandes calculistas", convertido en una referencia entre los estudiosos del cerebro, la memoria y el talento excepcional.

Alfred Binet falleció el 18 de octubre de 1911 en París.


Fuente:
http://www.psicoactiva.com