viernes, 31 de agosto de 2012

Beneficios del té verde

El té, en todas sus variedades, es la segunda bebida más consumida en el mundo, ubicándose después del agua, por supuesto. El té verde y el té negro son básicamente lo mismo, con la diferencia que radica en el proceso de fermentación de cada uno. A continuación, exploraremos las diferencias entre ambas variedades y los beneficios del té verde para la salud.

Té negro, té verde – ¿cuál es la diferencia?

Si bien existen más de 3000 variedades de té, las dos más populares son el té negro y el té verde, y todas se producen a partir de la misma hoja de té (una planta de hoja verde con el nombre de Camelia Sinensis), por lo cual se puede afirmar que son lo mismo en su origen, pero una diferencia en la elaboración es lo que los distingue.

Para producir té negro, es necesario que, después de cosechar las hojas, se dejen secar y luego se las deje fermentar.

El té verde, por otro lado, no se deja fermentar ni antes, ni después de su cosecha. Por ésta razón, los beneficios del té verde son mucho mayores a los del té común, o negro.

Debido a la falta de fermentación, el té verde no pierde demasiadas de sus propiedades beneficiosas para la salud, manteniendo sus excelentes propiedades antioxidantes. Si bien el té común es el más consumido en el mundo occidental, el té verde ha estado ganando terreno durante las últimas décadas, a medida que sus propiedades saludables se dan a conocer cada vez más en una población donde la preocupación por el bienestar y la calidad de vida se encuentra en boga más y más cada día.

El té verde y sus beneficios para la salud

Debido a que no sufre el proceso de fermentación anterior o posterior, los beneficios del té verde son mayores a los de cualquier variedad. Su potente acción antioxidante proviene de las catequinas, que son mucho más potentes que las vitaminas C y E a la hora de suprimir los radicales libres del cuerpo. Además, inhibe la oxidación del colesterol bueno (conocido también como HDL), contrarrestando así la formación y los efectos negativos de la arterioesclerosis.

Entre otros de los beneficios del té verde se incluyen las propiedades de protección dental antibacteriana, ayudando a aliviar los síntomas del mal aliento y las caries. También ayudan a evitar las úlceras estomacales y el desarrollo de la flora intestinal. Recientes estudios realizados en la Universidad de Medicina de Ohio, EE.UU., han descubierto que el té verde presenta grandes propiedades que ayudan a prevenir diferentes tipos de cáncer, como el de pulmón, hígado, esófago, páncreas, piel, boca, colon y próstata.

Quizás por ésta razón, sea que la población japonesa, que acostumbra a beber grandes cantidades de té verde, tienen una incidencia de cáncer mucho menor a la de las poblaciones occidentales.

Otros beneficios del té verde incluyen: la acción como un estimulante del sistema nervioso, estimulando los centros respiratorios y vasomotores, el fortalecimiento de la memoria y concentración, la disminución del cansancio físico y mental, la acción rejuvenecedora general (deteniendo el proceso de envejecimiento y la pérdida del cabello), además de ayudar a reducir la presión arterial.

Fuente:

Muerte,... de José Ramón Marcos Sánchez ·


Creo que llega el momento de descomponer la vida
para poder ser compuesta...
De echar atrás la mirada,
de juzgarme sin temores a compartir lo juzgado.
En silencio...
Me quiero marchar en Paz,
sin lastres de humillaciones,
despedir la hipocresía que me llevo por cobarde
hasta el final del final...

Quiero acatar dignamente el destino de la ausencia,
perderme en el infinito,
sin saber, sin estar, sin ser...
La mentira es el sustento que te permite estar vivo,
que te convierte en mentido,
que alaba incesantemente lo superfluo de lo poseído,
de un todo tan vanidoso como innecesario...
La vida es esa mentira que te termina llevando
a la verdad, la MUERTE, eterna...
Que comienza y nunca muere,
que te recibe sin nada,
que te arranca hasta la nada,
hasta la carne.
Que no hace distinciones entre aquel tratado como grande
y aquel olvidado por pequeño
y equipara el dolor del que no sufrió por nadie,
al del nadie que sólo pudo sufrir...
Creo que llega el momento de salvar con honradez
el poco honor que me queda.
No me da miedo la muerte,
La VIDA me ha dado miedo.


Dios no me quiere y el Diablo me tiene miedo.
José Ramón Marcos Sánchez.
Correo y MSN: turko1969@hotmail.es

Twitter: @joseramonmarcos