lunes, 5 de marzo de 2012

Remedio para los molestos juanetes


Algo que es frecuente notar en los pies de muchas personas, son los fastidiosos juanetes, suelen ser uno de los peores enemigos que presentan los pies. Además, es un problema con un cierto componente hereditario y se estima que más del 60% de la población sufre juanetes.
Nos encontramos con los medicamentos analgésicos y antiinflamatorios, entre las medidas destinadas a combatir los juanetes. Debido a que paliar el dolor es lo primero que se debe hacer, se trata de una de las alternativas más inmediatas. 
Llevar plantillas, es otra opción para combatir los juanetes, de este modo, logramos que se acolche el pie sobre el zapato, sobre todo las plantillas de fieltro. Así mismo, pueden hacerse ejercicios de fisioterapia.
También se puede recurrir a la cirugía para combatir los juanetes. De hecho, existen más de 130 alternativas para pasar por el quirófano y eliminarlos hoy en día. La cirugía percutánea, es una de las que más está creciendo, que se lleva a cabo con una menor incisión y es más uniforme el resultado estético.
Llevar un calzado cómodo, es otra de las medidas que se pueden adoptar. Es decir, no son recomendados para los juanetes los zapatos con más de cuatro centímetros de tacón, los tacones tienen no son para nada buenos en este sentido, ya que empujan al pie hacia abajo y comprimen al dedo gordo, forzando la figura del juanete.
En conclusión, para combatir y tratar de corregir poco a poco los juanetes de tus pies, debes de llevar un calzado cómodo, preferiblemente evitar los zapatos de tacón, evitar las rozaduras y proteger la zona del juanete. En caso de problemas mas agudos lo mejor que puedes hacer, acudir a un podólogo o un médico, de esta manera seguirás un tratamiento adecuado a tu situación.

Cómo aliviar dolores de cabeza


Los dolores de cabeza son un martirio. Sin importar la causa, los dolores de cabeza nos Consejos para los dolores de cabeza.
Sin embargo, existen muchas formas de evitar dolores de cabeza y aliviarlos, desde los métodos más tradicionales, recurriendo a fármacos que lo hagan por nosotros, o previniéndolos a través de distintos hábitos de vida.
En este artículo, nos centraremos en estos últimos para asegurarnos de no tener más dolores de cabeza. Comencemos!

1. Ejercicio
Por más que pueda resultar aburridor repetir el “consejo del ejercicio“, por llamarlo de alguna manera, realizar ejercicios regularmente, es el mejor consejo que podemos dar en relación a los dolores de cabeza.
Todos sabemos que el estrés y las tensiones que generan nuestros problemas, son una de las causas más importantes de la aparición de dolores de cabeza. El ejercicio nos ayuda a liberar estas tensiones, restablece el organismo a un punto de equilibrio, limpia de toxinas, etc.
Por otra parte, cuando realizamos ejercicio, nuestro cuerpo libera unas hormonas llamadas endorfinas, de composición similar a la morfina, generando un efecto calmante, que aliviará todos nuestros dolores.
2. Cuidado con las comidas
Existen algunos alimentos que puede que generen dolores de cabeza. Estos son:
  • Los nitratos (embutidos de toda clase)
  • Glutamato monosódico (sustancia presente en algunas comidas chinas)
  • Bebidas que contienen cafeína
  • Alimentos que contienen tiramina (chocolate, quesos, nueces, etc)

Por otra parte, no es recomendable pasar muchas horas sin consumir alimentos. Esto puede causar dolores de cabeza y dolores de estómago.
3. Técnicas de relajación
Quienes padecen dolor de cabeza debido a problemas de ansiedad, estrés, depresión, etc. pueden encontrar conveniente realizar técnicas de relajación para calmar sus síntomas y aliviar los dolores de cabeza y otros síntomas.
Existe mucha información disponible acerca de las distintas técnicas. Busca la que vaya contigo y practícala regularmente hasta ver sus resultadosimpiden pensar claramente, nos ponen irritables y de mal humor, no nos permiten realizar nuestras actividades y responsabilidades diarias, etc.


Alimentos para combatir los nervios


Existen personas que tienen más facilidad que otras para ponerse nerviosas. Si te sientes identificado, desde nuestro blog te decimos cuales son los alimentos especiales que deberías consumir para ayudarte a combatir los nervios.
Te recordamos, que los alimentos no son milagrosos, y su consumo no te hará perder los nervios de un día para otro. Son más bien alimentos que actúan como previsores, ayudan a no excitar al cuerpo.
Dicho esto, sabemos que el sistema nervioso es muy distinto en cada persona. Cada individuo reacciona de distinta manera ante posibles amenazas y alteraciones; y tiene su propia estabilidad. Sin duda, el estrés es el buque insignia de los nervios; ahora bien, yendo al grano te decimos cuales son los alimentos que te pueden ayudar a combatirlos.
Te recomendamos consumir mejillones, estos son un alimento muy rico en minerales y proteínas, como el zinc y el magnesio, a la vez que contienen vitamina C. Todos estos componente son buenos reconstituyentes y actúan reforzando el organismo.
Hay otros alimentos como los pimientos o los tomates, las naranjas, el kiwi, o la miel que también debes tener en cuenta, así como las infusiones. Los frutos secos también son beneficiosos a la hora de combatir los nervios. Estos contienen minerales, como el magnesio, el cual mencionamos anteriormente. Generalmente, son muy importantes para combatir los nervios todos aquellos alimentos que contengan magnesio.
Por otro lado debemos nombrar a los lácteos: yogures, leche, queso; los cuáles también contienen proteínas y una numerosa cantidad de nutrientes. La leche entera (no la desnatada) contiene azúcar, seguramente ya sabes que es una sustancia que el organismo absorbe rápidamente y actúa como un relajante muscular, por lo que un vaso de leche tibia por las noches antes de dormir puede ser de gran ayuda.

Cómo aprovechar momentos clave para comunicarte mejor con tus hijos tween

El auto y la hora de dormir son ideales para conversar
Por Lorraine Ladish, Guía de About.com
Cuando tus hijos cumplen alrededor de 10 años posiblemente encuentres que es más difícil comunicarte con ellos. Han entrado en la fase de los tweens, que es entre los 9 y los 12 años de edad. A partir de los 13, ya son teens, o adolescentes.
Los tweens no son niños chiquitos pero tampoco son adultos, y están siempre en evolución, cuestionando su identidad y redescubriéndose cada día.
Si antes te llamaban mami, o en inglés mommy, quizá prefieran llamarte mamá o mom,porque les resulte infantil utilizar apelativos cariñosos delante de otras personas.
Además, preferirán pasar más tiempo con sus amigos antes que contigo, lo cual a algunas madres les duele. Es, sin embargo, saludable que hablen con amigos y amigas de su edad, y que se vayan independizando de ti. Al mismo tiempo, debes estar ahí para ellos, sin sobre protegerlos tampoco.
Hay algunos momentos del día en que es más fácil que tus hijos se abran a ti, por lo que es importante que los tengas en cuenta para aprovecharlos:
Los trayectos en auto: Ya sea un viaje de larga distancia para llevarlos con su papá si estás divorciada, o simplemente el trayecto hasta la escuela, el auto es un lugar estupendo para comunicarte con tus hijos. Acostúmbralos a no utilizar juguetes electrónicos y que el auto sea un lugar para conversar o escuchar música. En el auto tienes toda su atención, no se pueden mover del sitio, y sobre todo si el trayecto es largo, tienes una gran oportunidad para conversar con tus pequeños.
La hora de dormir: Aunque tu hijo ya sepa leer él solo, nunca es demasiado mayor para que tú te tumbes a leer junto a él o incluso leerle en voz alta un par de páginas de un libro. Cuando apaguéis la luz, procura de cuando en cuando pasar un rato junto a tu hijo antes de que se duerma. En estos momentos en que está cansado, es más propenso a abrirse y contarte sus preocupaciones o cualquier cosa que le pase por la cabeza.
Haciendo una actividad juntos: Pasar un día en la playa, jugar al balón o simplemente ir de compras (o a mirar tiendas), también propicia la comunicación. Al estar enfocados en la actividad, los niños bajan sus defensas y tienden a abrirse. Incluso dar un paseo juntos es una buena manera de relajarse y conversar.
Lo que debes evitar en la comunicación con tu tween:
Acribillarlo a preguntas: Si siente que lo estás interrogando, lo más probable es que se rebele y se cierre. Así no conseguirás que te cuente nada. Si además, estás separada o divorciada, evita preguntarle cosas sobre tu ex.
Enojarte si no quiere tener una conversación: Si tu hijo no está dispuesto a conversar en un momento determinado, no lo obligues. Ten paciencia y espera el momento propicio. La buena comunicación no se consigue a base de obligar a los demás a hablar cuando no les apetece.
Recriminarle que no te cuenta nada. Para que tu hijo te cuente cosas de su vida, sus inquietudes y cualquier otra cosa, tienes que ganarte su confianza cada día. En lugar de exigirle que te hable, propicia la conversación de maneras sutiles, como se ha explicado anteriormente.
Si consigues establecer una buena comunicación con tu hijo desde niño, es más probable que cuando sea adolescente, te cuente si tiene un problema. No te enfades cuando te confiese algo, ya que es mejor que te cuente algún error que cometió que el caso contrario: que te lo oculte. Eres su madre, no su amiga, pero serás mejor madre si eres capaz de conseguir que confíe en ti.

La flor de Jamaica

La planta conocida por el nombre de flor de Jamaica es originaria de China y de Japón, aunque en las últimas décadas su cultivo se ha extendido a otras regiones del planeta. Es una planta medicinal que pertenece a la familia Malvaceae. El nombre binomial de esta especie es Hibiscus sabdariffa. La flor de Jamaica es una planta que crece en climas templados y que no necesita de un gran mantenimiento.

La flor de Jamaica puede alcanzar con facilidad una altura de hasta 5 metros cuando se la planta en un jardín con las condiciones de crecimiento apropiadas. El ritmo de florecimiento de esta planta es de los más vertiginosos que se encuentran en la naturaleza: cada flor dura solamente un día.

La flor de Jamaica es una planta muy beneficiosa para pacientes con hipertensión. Disminuye el colesterol y los triglicéridos. Posee propiedades anti-microbianas y anti-cancerígenas. Al mismo tiempo, la flor de Jamaica facilita la circulación sanguínea en todas las personas. En su composición química esta planta es rica en antioxidantes flavonoides (como los ácidos cítrico y ascórbico) y posee sustancias que promueven la relajación del organismo.

Una de las preparaciones más difundidas en base a flor de Jamaica es el té de esta planta. Para prepararlo solo hay que utilizar una cucharada de hojas de flor de Jamaica secas (solo los pétalos) por cada litro de agua. Una vez haya hervido dejar reposar el té de flor de Jamaica por unos cinco minutos. Endulzar la preparación a gusto. Al enfriarse mezclar con el jugo de una naranja y beber inmediatamente. Esta bebida tiene un alto poder hidratante, mejora la digestión, es un fuerte diurético y tiene otras propiedades sumamente beneficiosas. El té de flor de Jamaica ayuda a eliminar toxinas del organismo y prepara al cuerpo para abordar regímenes de pérdida de peso en condiciones más favorables.

Fuente: http://hierbamedicinal.es/