jueves, 2 de febrero de 2012

El alimento que más engorda: patatas fritas

Como nunca antes ha sucedido la Universidad de Harvard ha presentado uno de los estudios sobre alimentación más completos. Durante más de 20 años se han estudiado los hábitos alimenticios, y también la forma de vida de más de 120.000 personas, con la intención de conocer que actividades provocan sobrepeso y cuales son los alimentos que más engordan,



Los resultados, señalan que el alimento que más engorda son las patatas fritas, provocando que las personas que las consumen habitualmente ganen peso de forma mucho más rápida. Lo que mas engorda, es la forma como se cocinan para hacerlas fritas, ya que absorbe demasiado aceite. El consumo en general de alimentos que contienen almidones y carbohidratos no dan sensación de saciedad y aumentan la sensación de hambre, por lo que se suelen consumir más de lo necesario. Los siguientes alimentos que más engordarían son los refrescos con azúcar, el alcohol, las carnes rojas y  los cereales refinados.
Por otro lado, los cereales integrales, el yogur, las fibras,  frutas y hortalizas son los que menos engordan e incluso ayudarían a adelgazar. Estos alimentos deben estar presentes de forma regular en toda dieta sana. Y es que el estudio señala que la falta de actividad física, una vida sedentaria también provocarían sobrepeso. De hecho, el estudio demuestra que las personas que duermen menos de 6 horas al día engordan una media de un 31% más que las personas que duermen más de ocho horas. Por lo que es fundamental para no ganar sobrepeso dormir y descansar suficiente, hacer ejercicio, realizar siempre una dieta rica y variada, y comer más veces pero menos cantidad. Lo que conocemos ahora gracias a este estudio, es que los alimentos que tomamos, y sus cantidades, influyen más a la hora de engordar que otros factores como puede ser la actividad física.
Fuente:

¿Qué es la Vitamina C?


La Vitamina C es probablemente la Vitamina más escuchada de todas las vitaminas de nuestro organismo. Posiblemente esto se deba a la gran publicidad que se ha hecho en los medios de comunicación masivos, acerca de sus propiedades. En este artículo, explicaremos muy elementalmente,qué es la vitamina C, cuáles son sus principales fuentes, así como algunos usos que se le da en la salud y en la medicina. Comencemos!
¿Qué es la Vitamina C?
La Vitamina C, o también llamada ácido ascórbico, es un nutriente absolutamente necesario para todos los mamíferos, y también plantas. Cumple con una serie de importantes procesos metabólicos. Por lo tanto, se trata de un elemento fundamental para el buen crecimiento y desarrollo de las personas.
Es necesario aclarar, ya que este es uno de los principales temas de los nutricionistas, que esta vitamina, en cuanto alcanza los niveles que el organismo necesita, es eliminada por nuestro cuerpo a través de la orina. Razón por la cual es necesario la continua ingesta de alimentos ricos en esta vitamina.
¿Cuáles son las fuentes de Vitamina C?
Como hemos dicho, el cuerpo humano no es posible de almacenar Vitamina C, por lo que es necesario recurrir a alimentos ricos en esta.
La principales fuentes de Vitamina C son las siguientes:
  1. Frutas en general
  2. Kiwi
  3. Papaya
  4. Frutas rojas
  5. Sandía
  6. Melón
  7. Vegetales de hojas verdes
  8. Pimientos
  9. Patatas
  10. Tomates y jugo de tomate
  11. Cereales enriquecidos

¿Para qué se utiliza la Vitamina C en la salud?
  1. Prevenir y eliminar resfriados y síntomas de la gripe
  2. Antioxidante natural
  3. Combatir el envejecimiento
  4. Curar y cicatrizar heridas
  5. Mantenimiento de la integridad de los dientes
  6. Prevenir problemas circulatorios
  7. Prevenir problemas en los huesos
  8. Mejora en la visión
  9. Reducir síntomas de la diabetes
  10. Psoriasis y otras enfermedades de la piel.
  11. Depresión
  12. Estreñimiento
  13. Regula la producción hormonal de la glándula tiroides
Fuente:


Los riesgos ocultos de la diabetes


Entre los 17 y los 50 años la principal causa de ceguera es la retinopatía diabética, un problema causado por un daño a los vasos sanguíneos de la retina, y que suele afectar a personas con diabetes. El riesgo de presentar un cuadro severo por esta patología es mayor en aquellos enfermos que no se realizan los controles visuales adecuados o que no hacen el tratamiento correspondiente para su enfermedad de base.
El control de la presión arterial, el colesterol y el abandono del hábito de fumar colaboran para frenar las posibilidades de que se enferme la retina.

La retinopatía diabética es uno de los problemas ocultos de la diabetes ya que normalmente no da síntomas, en ocasiones puede presentarse visión borrosa, sombras o dificultad para ver de noche, algunos pueden ver como mosquitas que vuelan.
Los pacientes suelen llegar a la consulta cuando la enfermedad está avanzada, por lo tanto, se recomienda la visita anual al oftalmólogo o cuando se presenten cualquiera de los signos de alarma.
La fotocoagulación con láser, la terapia antiangiogénica, y la vitrectomía son las mejores opciones de tratamiento de la retinopatía diabética. Las terapias son más efectivas cuando la retinopatía diabética se detecta desde un comienzo, no se puede curar la enfermedad pero si detenerla, si se aborda el daño lo antes posible los resultados son muy buenos.
El hecho de tener diabetes más grave durante un período de tiempo más prolongado incrementa las probabilidades de padecer retinopatía. También es más probable que la retinopatía se presente antes y que sea más grave si la diabetes ha estado mal controlada. Casi toda persona que haya padecido diabetes por más de 30 años generalmente mostrará signos de retinopatía diabética.
Fuente:


Las emociones se muestran a través del lenguaje corporal



El ser humano es un ser que se comunica, sin embargo, no sólo tiene la capacidad de comunicar a través de la palabra sino también, mediante el lenguaje corporal, es decir, a través del tono de voz, la apariencia física, la postura corporal… Existen muchos matices diferentes que conviene tener en cuenta para comprender al otro. Lo cierto es que las emociones se muestran también a través del lenguaje propio del cuerpo. A continuación te mostramos algunos ejemplos que seguro que resultan de tu interés:
  1. Cuando una persona siente rechazo hacia algo o hacia alguien entonces tiende a apretar los labios, del mismo modo, los ojos se hacen más pequeños e inclinamos la cabeza hacia un lado.
  2. Por el contrario, cuando algo despierta y genera nuestro interés se produce el movimiento contrario a nivel corporal, tendemos a abrir nuestros ojos para captar bien todos los detalles de esa realidad que resulta atractiva, del mismo modo, también entreabrimos la boca como expresión de sorpresa.
  3. Continuando con los diferentes tipos de emociones, cualquier persona que hace frente a la tristeza tiene una mirada que mira hacia abajo. De hecho, cuando algunas personas no se encuentran bien anímicamente tienden a inclinar la cabeza hacia el suelo cuando van caminando por la calle en lugar de mirar hacia el frente.
  4. La furia o el enfado es una emoción que se muestra claramente a nivel corporal y es fácil de percibir. La cara enrojece, además, el cuerpo también transmite rigidez y tensión, por otra parte, la mirada se centra de forma fija en la persona que ha generado el enfado. El enfado es un estado de ánimo temporal que se muestra de forma muy intensa. La duración de un enfado depende en parte de la causa que lo provocó, es decir, del motivo.
Por tanto, el ser humano no sólo comunica a través de la palabra sino también, a través del lenguaje corporal.
Fuente:

Para disfrutar por Merlina Meiler



La vida está llena de momentos para disfrutar y hacerlo es, ciertamente, nuestra responsabilidad.
Te preguntarás… ¿una responsabilidad? ¿Cómo puede ser?
Hay mucha gente que comenta sentirse “sin tiempo de nada”, corriendo detrás de las actividades que consumen las horas cotidianamente. Incluso, algunos me han dicho que se consideran como “un burro de carga” que lo único que hacen es trabajar, llegar tarde a su hogar y levantarse a la mañana siguiente para volver a su empleo. Todos tenemos ocupaciones de las que no podemos deshacernos y que en muchos momentos nos abruman y nos quitan la energía.
Pero si no te ocupas de disfrutar espacios de tu día, te estás perdiendo una de las cosas más valiosas que tienes como ser humano. Si en las últimas 24 ó 48 horas no has sentido cierto placer y solo has estado tapado de obligaciones y tensiones, pues a las claras estás haciendo algo mal.
Esta satisfacción profunda puede tratarse de algo material o espiritual, que tenga o no que ver con tus sentidos (sabor, tacto, olfato, vista, oído). Desde escuchar una canción hasta ver la puesta del sol, saborear algo detenidamente, jugar con tus hijos, tener pensamientos positivos y visualizarlos como reales, una comida en familia, hacer algo que te dé placer o incluso goces más terrenales a los que económicamente tengas acceso, durante el tiempo que puedas (dedicar a esto sólo unos minutos también es beneficioso) – lo importante es que te conectes con esa chispa interna que se enciendo cuando estás relajado y que se traduce en felicidad.
Disfrutar baja el estrés, calma los nervios y nos relaciona con sensaciones de salud y plenitud.
Por eso comencé esta nota expresando que tú eres responsable de disfrutar lo que sea, durante un ratito, cada uno de tus días.
¿Estás dispuesto a hacerlo? ¿Qué has disfrutado durante las últimas 24/48 horas?
Fuente:

Sinceramente,... de José Ramón Marcos Sánchez

Ámame en la libertad y te daré libertad,…porque quiero quererte sin la atadura impuesta por el que no sabe querer,…para que el sentimiento trascienda lo eterno,….y no solo seamos cuerpos mentidos,….para estar dentro de ti sin tener que poseernos,….quiero llegar mas allá del deseo,….hasta ese lugar donde el único deseo eres tu aunque no estés,…donde sobran las dudas,….y fallece el yo para que nazca el tu del nosotros,… quiero darte sin pedirte nada a cambio,…sin quitarte ni la posibilidad de compartirte,….he decidido que mi celda sea la sonrisa de tu alma,…y mi espera será que decidas encontrarme,….después de haberte encontrado,….si te hace daño tenerme seré feliz si me olvidas,..ámame en la libertad y te daré libertad,…porque quiero solamente aquello que necesites,…de alguna manera vivirás mientras yo viva,….de alguna manera moriré cuando hayas muerto,….
PD: Dios no me quiere y el Diablo me tiene miedo.
José Ramón Marcos Sánchez.