sábado, 28 de enero de 2012

La química de la cerveza

Las personas que tienen un particular interés en la química de los alimentos también desean conocer la composición química de las bebidas. En el caso de la cerveza, el proceso de fabricación tiene numerosos aspectos que llaman la atención y que vale la pena conocer. Al conocer en profundidad los distintos elementos que intervienen en la composición química de la cerveza podemos saber con un mayor índice de certeza si esta bebida puede ser buena para nosotros o no.

El ingrediente base con el que se realiza la cerveza es la cebada. Por medio de un sistema artificial la cebada que servirá para fabricar cervezaes germinada y tostada para que quede en forma de malta. Después de moler la malta esta debe ser cocinada a través de un proceso que lleva el nombre de brazaje. En este momento, los almidones presentes en la cebada serán transformados en azúcares. Aquí ya se obtiene un primer líquido.



El líquido resultante de las primeras etapas mencionadas es conocido con el nombre de mosto. Después de una cocción de alrededor de dos horas se le agrega el lúpulo (son los frutos de una planta trepadora). Es entonces cuando el mosto toma algo del aroma final de la cerveza. Después esta bebida será filtrada y se la somete a un proceso de enfriamiento rápido.

El paso final en la preparación de cerveza implica el agregado de levadura para que se produzca la fermentación. El subproducto de este proceso será alcohol y dióxido de carbono. Este líquido, ya sometido al proceso defermentación, debe ser estacionado por alrededor de un mes para que alcance su punto justo de madurez (el líquido resultante en esta instancia ya se conoce como “cerveza”, aunque es una cerveza joven).

Fuente:

Alimentos y fármacos que no se mezclan

Hoy en día, antes de consumir fármacos y determinados alimentos en nuestra dieta, hay que tener especial precaución para evitar efectos deletéreos sobre la salud.

Los antiinflamatorios, como su nombre lo indica, se utilizan para la inflamación de músculos, articulaciones, órganos, entre otros, pero deben acompañarse de un alimento o un vaso de leche para evitar la irritación estomacal. Entre los antiinflamatorios conocidos tenemos Ibuprofeno, Diclofenac, Aspirina, etc.

Con el uso de los antibióticos que son empleados para el tratamiento de infecciones, hay que abstenerse de tomar bebidas alcohólicas durante el tiempo que dure su administración, para evitar dolores de estómago, nauseas, vómitos o enrojecimiento de la cara.



Particularmente, las Tetraciclinas no deben tomarse dentro de las primeras dos horas después de haber ingerido productos lácteos como leche, yogurt o queso, o después de haber tomado suplementos de calcio o hierro ya que pueden ocasionar problemas estomacales mayores.

En la administración de diurético, que son medicamentos que aumentan la eliminación de agua, sodio y cloruros en el cuerpo, hay que tener especial cuidado con la administración de alcohol que aumenta el efecto diurético de los propios fármacos para este fin. Hay que tener especial precaución ya que la combinación de estos con alcohol puede causar perdida de minerales como calcio y magnesio que son muy importantes para el buen funcionamiento del organismo.

A su vez los alimentos ricos en potasio como el brócoli o la banana en combinación con las sustancias diuréticas pueden modificar el ritmo cardiaco, generando palpitaciones, taquicardia o bradicardia.

La influencia de los alimentos sobre los fármacos depende de las características de los propios medicamentos. A veces la dieta puede alterar el proceso de absorción del fármaco o la velocidad con que el organismo asimila el medicamento.

Fuente:

Consejos para la diarrea en los niños

Las altas temperaturas, especialmente en las estaciones del año más calurosas, pueden generar diarreas en los niños. Por qué esto sucede? Algunos microbios causantes de este problema, sólo pueden reproducirse y actuar a altas temperaturas, de lo contrario mueren.

En este artículo, aconsejaremos a los padres y a las madres, acerca de cómo deben cuidar a sus niños de las diarreas. Comencemos!

¿Qué es la diarrea?

Antes de aprender acerca de cómo curar la diarrea en los niños, tenemos que saber qué es y por qué sucede. ¿Verdad?

La diarrea es lo que se conoce como una alteración de las heces. Los intestinos funcionan anormalmente, por lo que nuestro organismo, debido a la frecuencia de la movilización de los intestinos y a otros factores, pierde sales, electrolitos y otros nutrientes importantes.

En los niños, es absolutamente imprescindible cuidar las diarreas, ya que pueden generar importantes complicaciones posteriores, incluso algunas muy graves.

En el Tercer Mundo, la diarrea es una de la causas de muerte más frecuentes en niños.



Consejos para la diarrea en los niños:

1. Alimentación

Es de vital importancia administrar a nuestros niños alimentos de los que estemos seguros su frescura. No comprar alimentos en lugares poco confiables ni cocinarlos si no estamos seguros cómo hacerlo.

Por ejemplo, es muy común lo que sucede con la carne picada. Esta se cocina por fuera y no por dentro, pudiendo generar algunos problemas en el organismo de los niños.

Por otra parte, hacer hincapié en la buena conservación de los alimentos y cuidarlos regularmente para testear si están aptos para su consumo.

2. Utensilios

Si, por ejemplo, usamos un cuchillo para cortar carne cruda para luego cocinarla, primero lavarlo con jabón, enjuagarlo bien y luego utilizarlo para cortar alimentos ya cocinados.

3. Higiene

Por último, por supuesto, mantener siempre las máximos condiciones de higiene posibles, tanto en nosotros como con nuestro hijos.


Fuente:

Consejos naturales para eliminar los parásitos intestinales

Las infestaciones parasitarias son una condición muy común, pudiendo afectar a cualquiera sin distinción de sexo o edad, pero el problema se acentúa más en los niños. En general no representa algo grave, pudiéndose tratar de forma natural pero con seriedad e inmediatez, ya que si prevalece en el tiempo la condición puede desencadenar complicaciones serias.

El Ajo es el remedio casero por excelencia para eliminar naturalmente los parásitos intestinales, siendo utilizado a través del tiempo hoy no ha perdido vigencia ya que sigue siendo utilizado por profesionales de la medicina moderna. Se usa tanto el Ajo fresco como su aceite y el tratamiento más simple es comer tres dientes de Ajo todas las mañanas o tomar una cucharadita de aceite de Ajo.


Otro remedio casero muy popular para tratar los parásitos intestinales es el consumo de la corteza de la granada porque contiene un alcaloide conocido como punicine, el cual es altamente tóxico para las lombrices. Se utiliza por decocción de la corteza fresca debiendo consumir media taza tres veces por día, con intervalos de una hora entre taza y taza para los adultos y un cuarto de taza para los niños, aconsejándose tomar una bebidalaxante después de las tres dosis.

El agua de Coco, también es muy eficaz como remedio ya que es capaz de expulsar todo tipo de gusanos intestinales, para ello se debe consumir una cucharada de Coco recién molido en el desayuno, seguido después de tres horas de una cucharada de aceite de Ricino mezclado en un vaso de leche tibia.

Y por último, se recomienda para los niños la zanahoria, ya que sus componentes químicos atacan a los parásitos no permitiendo su desarrollo, se les debe suministrar una taza pequeña de zanahoria rallada por las mañanas, hasta que se solucione el problema.

Soy lo que soy,... de José Ramón Marcos Sánchez

Soy el cobarde que a veces se esconde hasta de sí mismo,…soy culpable cuando callo,…cuando digo,….cuando me desprendo de todo hasta parecer transparente,…hasta desaparecer o no parecer nada,….cuando es todo, todo quiero,….cuando es nada, todo sobra,…en ocasiones soy la lluvia cuando llueve,…otras soy el paraguas que protege,…quien me odia tiene tantos motivos como aquel que me ama,…porque puedo ser el defecto de una virtud o la virtud de un defecto,…acumulo imperfecciones y las muestro,…también muestro aquello que considero perfecto,…porque soy vanidoso y superficial,…profundo y humilde,…quisiera ser solo esa parte que idealizo de mi,…que me gusta,…pero no lo soy y lo sé,…desnudo mis sentimientos más profundos buscando sinceridad,…y soy sincero aunque miento,….a veces doy para que se sepa que he dado,…pero también soy capaz de entregar sin pretender,…aliado con el silencio sincero del solidario sincero,…a veces me mataría,…otras volvería a nacerme,…soy lo que soy,… y pido perdón por ello,…soy lo que soy,…. y me acepto,…
PD: Dios no me quiere y el Diablo me tiene miedo.
José Ramón Marcos Sánchez.