lunes, 8 de agosto de 2011

Buenas noches amigos! les mando un abrazo de oso!


Los invito a cenar amigos!


Momentos vacíos


Las actitudes son nuestras creaciones, son nuestros prejuicios,
nuestras invenciones. La vida no es creada por nosotros;
al contrario, nosotros somos sólo ondas en el lago de la vida.
¿Qué clase de actitud puede tener una ola con respecto al océano?
¿Qué tipo de actitud puede tener una hoja de hierba hacia la Tierra,
la Luna, el Sol o las estrellas?
Todas las actitudes son egoístas, todas las actitudes son estúpidas.
La vida no es una filosofía, no es un problema; es un misterio.
Tienes que vivirla, no de acuerdo a cierto patrón de conducta,
no de acuerdo a un condicionamiento,
de acuerdo con lo que te han contado sobre ella.
Tienes que empezar de nuevo, desde cero.

No me interesa saber lo que haces para vivir.
Quiero saber cuál es tu dolor
y si estás dispuesto a soñar para encontrar el anhelo de tu corazón.
No me interesa saber qué edad tienes.
Quiero saber si arriesgarás parecer un tonto, por amor,
por tus sueños, por la aventura de estar vivo.
No me interesa saber que planetas circundan tu luna.
Quiero saber si has tocado el centro de tu propia tristeza,
si has estado abierto a las traiciones de la vida
o si te has vuelto marchito y cerrado por miedo a más dolor!
Quiero saber si te puedes sentar con el dolor, tuyo o mío,
sin moverte para esconderlo, disminuirlo o arreglarlo.
Quiero saber si puedes estar con la alegría, tuya o mía
y si puedes bailar libremente y dejar que el éxtasis
te llene desde las puntas de los dedos de tus manos
y hasta los pies, sin advertirnos ser cuidadosos
o realistas o recordar las limitaciones de ser humano.
No me interesa si la historia que me cuentas es cierta.
Quiero saber si puedes desilusionar a otros
por ser sincero contigo mismo; si puedes soportar
la acusación de la traición, sin traicionar tu propia alma.
Quiero saber si puedes ser fiel y por lo tanto ser digno de confianza.
Quiero saber si puedes ver la belleza,
aun cuando cada día no sea hermoso…
Quiero saber si puedes vivir el fracaso, tuyo o mío.
Y aun así, pararte en la orilla de un lago
y gritarle a la luna plateada… ¡Si!
No me interesa saber dónde vives, o cuánto dinero tienes.
Quiero saber si te puedes levantar
después de una noche de dolor y desesperación,
abatido hasta los huesos, y hacer lo que necesita
ser hecho para los niños. No me interesa saber quién eres,
o cómo llegaste aquí.
Quiero saber si te puedes parar conmigo en el centro del fuego
y no retroceder. No me interesa dónde, qué,
o con quién has estudiado.
Quiero saber si te sostienes desde adentro cuando todo
se cae a tu alrededor.
Quiero saber si puedes estar solo contigo mismo.
Y si verdaderamente disfrutas la compañía
que mantienes en tus momentos vacíos.
Osho

Los amantes


Estas tres cosas se tienen que recordar:
El amor más menudo, pequeño se llama sexo;
es físico… y la forma más refinada del amor es la compasión.
Él no está por debajo del amor;
la compasión está por encima del amor.
El amor se encuentra justamente en medio.
Hay poca gente que sabe lo que es el amor.
El 99% de la gente piensa que la sexualidad es amor. No lo es.
La sexualidad es muy animal, tiene ciertamente el potencial
de convertirse en amor, pero no es un amor realmente,
sólo una potencia.
Si te vuelves atento y consciente, meditativo,
entonces él no puede transformarse en amor.
Y si tu estado meditativo se vuelve total, absoluto,
el amor puede transformarse en compasión.
El no es la semilla, el amor es la flor, la compasión es la fragancia.
Cuando tu amor no es únicamente deseo por el otro,
cuando tu amor no es únicamente una necesidad,
cuando tu amor es un compartir, cuando tu amor
no es el de un mendigo sino el de un emperador,
cuando tu amor no pide nada a cambio sino
que está dispuesto a dar, a dar por el simple gozo de dar,
entonces añádele meditación y se liberará una fragancia pura.
Esto es compasión; la compasión es el fenómeno más elevado.
Lo que llamamos amor es realmente un espectro completo
de relaciones abarcando desde la tierra al cielo.
En el nivel más terreno, el amor es atracción sexual.
Muchos de nosotros nos quedamos estancados aquí,
porque nuestros condicionamientos han oprimido
nuestra sexualidad con todo tipo de expectativas y represiones.
Actualmente, el mayor problema con el amor sexual
es que nunca termina. Únicamente si podemos aceptar
este hecho podemos disfrutarlo por lo que es;
darle la bienvenida cuando ocurre
y decirle adiós cuando ya no está.
Entonces, a medida que maduramos, podemos empezar
a experimentar el amor que está más allá de la sexualidad
y que rinde honor a la individualidad única del otro.
Empezamos a entender que nuestra pareja
a menudo funciona como un espejo,
reflejando aspectos desconocidos de nuestro ser más profundo
y dándonos apoyo para que nos volvamos un todo.
Este amor está basado en la libertad, no en la expectación
o en la necesidad. Sus alas nos llevan cada vez
más y más alto hacia el amor universal
que lo experimenta todo como una unidad.
Osho

Un simple abrazo


Existe algo maravilloso en un simple abrazo que siempre calienta el corazón; 
que hace de nuestro regreso al hogar un buen sentimiento 
y nos da valentía para partir de él.

Un abrazo es una forma de decir: “estoy feliz por ti” 
o “pasaremos por estos momentos tristes juntos” 
y también es una forma de los amigos decir que te aman así como tú eres.

Los abrazos significan mucho para todos, 
significan que realmente importamos, que nada nos va a separar, 
ni la distancia; es eso lo que significa un largo abrazo dado con fuerza y cariño.

Un abrazo es una cosa increíble, 
la forma perfecta para alguien de mostrar amor y sentimiento, 
cuando no encuentra palabras que decir.

Es interesante como un simple abrazo hace que cualquiera se sienta bien; 
en cualquier país o lengua, todo el mundo entiende el mensaje del abrazo.

Los abrazos no necesitan de equipos, 
baterías especiales o piezas proyectadas 
apenas abra sus brazos abra su corazón también. 

Aunque tengas el corazón partido
por estar perdiendo algo o a alguien… 
un abrazo puede aliviar cualquier dolor

Desconozco el autor

TOLERANCIA Y PERDÓN de Yadira Nerehida Zúñiga Mendoza


       ¿Cuál es tu actitud hacia la vida y hacia tu prójimo? ¿Eres feliz y estás contento con la gente, o te encuentras en pugna con todos y con todo? Debes aprender a ser tolerante con los sentimientos y las actitudes de tus prójimos, o estarás a disgusto con la vida. La tolerancia te recompensará con los premios de la paz mental y de la dicha.
         Y si sufres agravio de alguno, abre las puertas y ventanas de tu alma y déjala que se inunde con la luz purificadora del perdón. Arranca de tí la cizaña del resentimiento y la venganza. Nada es más dulce que dar, ni nada más reconfortante que perdonar.
         Perdona sus errores a tus congéneres. Piensa que, al igual que tú, son seres humanos débilesmy falibles. "Comprenderlo todo es perdonarlo todo", dijo Tolstoi.
         Jamás niegues tu perdón a quien te lo solicita, porque te sería negado a ti cuando más necesidad tuvieres de él.
         Te elevarás sobre el que te daña o injuria, perdonándolo. Perdonarle al prójimo sus pecados es una forma efectiva de pedirle a Dios que nos perdone los nuestros.
         El perdón genera paz, alegría interior y buenas vibraciones.
ADÁN NEWMAN (De su libro "Oración por la vida")


Quisiera ser libre de Zaidena


Quisiera ser libre para:
  • Decirle al mundo que a veces no quiero saber lo que cuentan, que no me interesa lo que van diciendo, prefiero estar sola mirando hacia adentro.
  • Ponerme vestidos de gasa y salir corriendo bailando en el viento, así como bailan mis dulces secretos y amargos momentos.
  • Enredar los dedos sobre mis cabellos y formar con ellos una trenza enorme, salir galopando con un suave trote y sentir su golpe como un escarmiento.
  • Cantar ese tema melodioso y tierno que no sé cantarlo pues mi voz no alcanza, pero mi alma tiembla de sólo nombrarlo.
  • Llegar a su casa para rescatarlo de esas manos que no son las mías, y salir corriendo llevándolo a cuestas hasta aquel refugio que formó mis ansias.
  • Sacarme caretas que pesan y duelen, y salir al aire a cara lavada, con la risa tímida, el rubor intacto, la mirada alegre y las manos tibias.
  • Decir las cosas que no son dichas por temores vagos y falsos tabúes que llena la vida de sueños quebrados por silencios mustios y ojos anegados.
  • Tirar por los aires los malos recuerdos, junto a injusticias, sabores amargos, lesiones del alma, caminos inciertos.
  • Mirar a los vientos y envidiar su ruta, querer atraparlo y ser el cometa que va de paseo colgado de sueños y bellos deseos.
En definitiva, quisiera ser libre para volar rauda, aspirar el aire, respirar el cielo, saborear las nubes, beber de las lluvias, jugar con la nieve, bailar con el viento, abrazar al sol y volver al alba. Y pura y casta empezar de nuevo en esta enorme ruta que se llama vida y hay que caminarla.



QUEDA PROHIBIDO de Yadira Nerehida Zúñiga Mendoza


Prohibido pensar que no eres nadie
Que estás solo y que no vales nada
Prohibido dejarse llevar por la nostalgia
Y tirarse a la tristeza al final de la jornada

Prohibido estar deprimido
Sentir pena y lástima por tí
Prohibido sentirte incapáz e inútil
Y sobrevivir en lugar de VIVIR!

Prohibido no aceptar la ayuda
Ni el cariño de los demás
Creer que no los necesitas
Y refugiarte en la soledad

Prohibido no ver la luz
En medio de la oscuridad
La luz de nuestro Señor
Que es amor, confianza y verdad

Queda terminantemente prohibido
Caer y no levantarse
Darse por vencido sin intentar una vez más
Autocompadecerse en vez de amarse
Y rendirse sin luchar!!...

YNZM :) 19/07/2011


¿Careces de la suficiente seguridad en ti mismo? de Ana Varik

Relacionarse con otras personas, cada vez resulta más complicado porque reaparecen los viejos fantasmas del pasado, que no permiten comunicarse con la plena confianza de brindar lo mejor de cada uno. ¿No te ha pasado que conociste a una persona y no sabías que decirle por miedo a que te prejuzgará?

La falta de confianza puede derivar de la falta de experiencia en el arte de relacionarse con los demás. ¿Cuántas personas se quedan encerradas en su casa para no tener que hablar con su vecino? ¿Rechazas invitaciones de tus amigos para no dar información sobre lo que estas emprendiendo? ¿Prefieres la soledad antes que luchar contra tu falta de seguridad en ti mismo?


Carecer de la suficiente confianza en los valores personales, provoca que te limites emocionalmente a comunicarte con tus semejantes.

– ¿Te preguntaste porque te sucede esto?
- ¿Es una situación nueva o la arrastras de tu pasado?
- ¿Tienes miedo de que si compartes lo que piensas creerán que eres débil o un inútil?
- ¿Crees que tienes tantos defectos que no te valorarán?
- ¿Consideras que no eres lo suficientemente inteligente como para poder entablar una conversación con cualquier persona?
- ¿Sientes que no tiene la experiencia para hablar de determinado tema?

Partamos de la premisa de que todas estas preguntas son creadas dentro de tu mente. No siempre la gente piensa lo que tú sientes. El miedo a ser uno mismo, es lo que paraliza a cualquier persona a relacionarse con otras personas.

La falta de seguridad proviene de las dudas que se tiene sobre los valores y habilidades personales. Ella se fortalecerá una vez que decidas que camino quieres para tu vida.

Te has cuestionado tu falta de seguridad en ti mismo, sería interesante que tengas en cuenta estas consignas:

- ¿Por qué tengo miedo a comunicarme?
- ¿Desde cuándo sufro tanto al tener que hablar con alguien más?
- Si es desde tu infancia, ¿menospreciaban tus habilidades desde pequeño? ¿Estabas rodeado de personas autoritarias?
- Si el cambio es actual, ¿se debe a que pasaste por alguna situación traumática?
- ¿Hirieron tus más profundos sentimientos?
- ¿Eres víctima de maltratos?

Enfrentar al miedo, es el primer paso que debes dar. Luego tienes que saber cuál es la causa por la cual no puedes relacionarte, y desde cuando sufres esta inseguridad frente a los demás.

Si en la infancia una persona padeció de gritos, desatención, burlas o maltrato de padres, familiares o amigos, estos recuerdos quedan grabados a fuego en el subconsciente de cada niño. Cuando se convierte en adulto, estos sentimientos siguen ahí. Dormidos, pero están bloqueando cualquier intento de relación con los demás.

El miedo a sufrir lo mismo que hace años se padeció, no deja aflorar los sentimientos reales que se desea compartir. Nadie quiere sufrir. Pero esto con el paso del tiempo, se convierte en un círculo vicioso. Si no se resuelven los miedos del pasado, nunca se podrá avanzar hacia la vida que se desea lograr.

Pon tu mente a trabajar en cada una de las situaciones que te bloquean, para que disfrutes de tu vida actual. Explora cada uno de tus sentimientos para que el pasado, se convierta en un presente pleno y feliz. Nadie ni nada puede quitarte el derecho a ser feliz. Se dueño de tus propios sentimientos y no dejes que los fantasmas te roben la posibilidad de ser feliz. Toma la firme decisión de ser feliz.

Relacionarte con los demás te da la oportunidad de conocer grandes personas, y quizás, tener muy buenos amigos. Busca recomponer la confianza en tus propios valores personales. Recuerda que eres un ser único.

Si la confianza en ti mismo está bloqueada podemos concertar sesiones personalizadas que te permitan reconstruir tus valores personales.

Fuente: Don de Éxitos

Buenos días amigos! Les mando un abrazo de oso!